miércoles, 20 de marzo de 2013

fatum



Cargo con el peso de una soledad atada, 
a una abrumadora sensación de abandono.
Soy el soñador de siglos,
el grito encantado de la muerte;
vivo de lunas y trinos, de lluvias y paredes viejas.
Soy el cantante que ríe a gotas en el borde del abismo
donde la belleza encierra su pasión perpetua

Dónde irá la vida,
que partió en el último suspiro de fuego. 
Luna,
Espejo de mi alma
anhelo inalcanzable
por qué dejas de mirarme
cuando la poesía me abandona